logo for this website
0
Favoritos
Nuestra promesa
Icon for bmw make

BMW 5 Series Opiniones

1 / 10

heycar opiniones

calendar iconAño de lanzamiento
2017
calender iconAño de renovación
2020
car comparison iconCarrocería
Premium
fuel iconCombustible
Gasolina, Diésel

Escrito por heycar Editorial team

10/ 10
heycar opiniones
Berlina ejecutiva y potente
Ventajas
  •  Mezcla de refinamiento y comodidad

  •  Manejo excelente

  •  Motores eficientes

Inconvenientes
  • Algunos opcionales son caros

  • Los asientos traseros no son tan amplios como los de algunos rivales

  • Algunas versiones no tienen tracción en las cuatro ruedas

Veredicto general

“El BMW Serie 5 es como un barómetro en el mercado de los coches ejecutivos. Al ser la versión más vendida del sector, cuando las cosas le van bien al BMW Serie 5, les van bien a todos. Esto se debe a que cuando el BMW Serie 5 está en auge, todo el negocio está en auge, ya que BMW es la opción elegida por muchos conductores de coches de empresa”.

Es fácil averiguar por qué. El BMW Serie 5 es una magnífica berlina ejecutiva, con un refinamiento y calidad de primera clase se mire por donde se mire. Al igual que ocurría con su predecesor, este BMW ofrece una experiencia de conducción maravillosa en cualquier carretera desafiante, aunque hay quien podría sentir que el interior resulta un poco plano comparado con el también excelente Clase E de Mercedes-Benz. Sin embargo, se trata de algo muy subjetivo.

Si tu corazón pertenece a BMW, no te va a decepcionar. El habitáculo tiene un excelente acabado y está repleto de la más moderna tecnología en cuanto a confort y seguridad. También cuenta con un amplio espacio para una familia de cuatro miembros y viajar por autopista se convierte en una experiencia fabulosa.

Eso es válido incluso para las versiones básicas 520i o 520d. Aunque ambos son el punto de partida en la gama del BMW Serie 5, vienen con transmisión automática de serie, y son potentes, con buen par motor y silenciosos, además de tener mucha fuerza en los adelantamientos. Si tu presupuesto o tu empresa te lo permite, puedes decantarte por el 530i o el 530d, que son más rápidos, pero aun así económicos. También puedes elegir una versión híbrida 530e, o las versiones 540i y 550i para un rendimiento superior.

Aunque el BMW Serie 5 es especialmente bueno en recorridos largos, donde realmente se destaca es en carreteras rurales. En comparación con los rivales de Mercedes-Benz y Audi, el BMW es un poco más equilibrado y directo, y aporta una verdadera sensación de conexión entre el conductor y la carretera. Si realmente disfrutas de la conducción, este es el mejor coche de su clase, y le hace sombra incluso al Jaguar XF.

Los asientos delanteros proporcionan un gran ajuste, y en la fila trasera los pasajeros disfrutan de un amplio espacio. El maletero también es de un tamaño considerable, pero como se trata de una berlina, su practicidad es limitada a la hora de llevar objetos voluminosos. Si lo que buscas es un gran espacio, siempre puedes optar por la versión Touring, que es tan práctica como los otros coches.

No cabe duda de que el BMW Serie 5 es una excelente berlina ejecutiva. El Mercedes-Benz Clase E puede transmitir una sensación un poco más lujosa en el habitáculo, pero el BMW es el que más se centra en la conducción. Por lo tanto, el BMW es muy fácil de recomendar, aunque es lógico que quieras probar el Mercedes para asegurarte de que el BMW Serie 5 es perfecto para ti.

Si estás buscando la versión anterior, no te pierdas nuestra reseña del BMW Serie 5 (2010-2017).

¿El BMW Serie 5 es adecuado para ti?

El triunfo del BMW Serie 5 en todas sus generaciones indica que la firma alemana ha encontrado la fórmula del éxito de las berlinas ejecutivas. No por ello BMW ha dejado de refinar los Serie 5, y esta última generación es la mejor hasta ahora. Ofrece más espacio que nunca en el habitáculo, ya que antes faltaba algo de espacio para las piernas en la parte de atrás, y la calidad en el interior es magnífica.

Hay dos opciones sencillas de acabado para elegir, y BMW incluso permite obtener la versión M Sport, de estilo más agresivo, con la suave suspensión SE como opción gratuita. Esta es una de las que elegiríamos por la conducción más amortiguada del SE. También se puede elegir entre tracción trasera o en las cuatro ruedas tanto para los motores diésel como para los híbridos y algunas versiones de gasolina.

Gracias a todo esto, es muy sencillo adaptar un BMW Serie 5 a tus necesidades, y cada versión incluye de serie un nivel de diversión al volante que ningún otro coche del sector de los ejecutivos puede igualar. Esto convierte al BMW en una cosa rara, un coche con doble personalidad sin ninguna dificultad para lograr tanto confort como agilidad. Si necesitas más espacio, el BMW Serie 5 Touring es el mejor coche familiar del mercado. También está la opción de alto rendimiento del BMW M5.

¿Cuál es el mejor modelo/motor del BMW Serie 5?

El BMW Serie 5 que más te convenga dependerá en gran medida de si eres un comprador particular o un conductor de coche de empresa. Para aquellos que financien el coche con su propio dinero, recomendamos el 520d sin dudarlo, ya que consigue un excelente ahorro de combustible y bajas emisiones para un coche de este tamaño, al mismo tiempo que ofrece un gran refinamiento, comodidad y rendimiento. También diríamos que la versión xDrive con tracción en las cuatro ruedas es una gran opción para quien se preocupe por la conducción en invierno.

‎ El 530e ofrece una autonomía en el modo solo eléctrico de hasta 54 kilómetros (37 millas), mientras que el consumo de combustible combinado oficial según WLTP, es de solo 1,4 l/100 km.

En cuanto a la decisión entre los acabados SE y M Sport, el M Sport, más deportivo, gana en diseño, pero incluiríamos la suspensión SE para una conducción más relajada, ya que no tiene un coste adicional.

¿Qué otros coches son similares al BMW Serie 5?

El BMW Serie 5 tiene dos rivales principales, se trata del Audi A6 y el Mercedes Clase E. Ambos cuentan con una calidad de fabricación fabulosa, una gran gama de motores y la opción de incluir tracción en las cuatro ruedas. Audi se inclina más hacia una conducción tranquila en autopista, mientras que Mercedes prefiere la comodidad absoluta frente a la agilidad de BMW.

También vale la pena considerar el Jaguar XF,que es el coche más parecido al BMW en cuanto a su conducción. El S90 de Volvo ofrece una conducción suave, mientras que el Maserati Ghibli es una alternativa cara aunque atractiva si te puedes permitir su precio y sus costes de mantenimiento.

“Empezando por el asiento del conductor, el Serie 5 es un BMW para la familia. El cuadro central está ligeramente orientado hacia el conductor y el salpicadero tiene diales claros y fáciles de leer. La disposición parece una evolución del coche anterior en lugar de un cambio radical y totalmente nuevo. Sin embargo, todo es lógico y fácil de manejar”.

También hay muchos toques modernos, como el cuadro de instrumentos digital, que va enmarcado en los tradicionales diales. Hay incluso toques de alta tecnología como el control por gestos del sistema de infoentretenimiento, aunque en la práctica esto parece más un truco para llamar la atención que una función útil.

El espacio es generoso y el rango de ajuste para el conductor también. Todas las versiones del BMW Serie 5 disfrutan de un asiento con buena sujeción y confort, y encontrar la posición de conducción ideal es fácil gracias a la variedad de movimientos del asiento. El volante se mueve en altura y profundidad, así que cualquier conductor podrá encontrar enseguida una postura cómoda.

La visibilidad del conductor es buena en todas las direcciones, y también lo es la sensación de amplitud en el habitáculo gracias a la cantidad de espacio que hay para la cabeza, las piernas y los hombros. Incluso en las versiones M Sport, con su revestimiento interior oscuro, el BMW Serie 5 no resulta lúgubre ni opresivo como ocurre en el habitáculo de algunos berlina si el comprador opta por una tapicería y acabados oscuros.

Todos los mandos tienen un tacto sólido muy agradable, y la palanca de la caja de cambios automática de ocho velocidades es fácil de entender para cualquiera que no haya usado este tipo de cambios antes.

Calidad y acabado

Mientras que Audi y Mercedes-Benz se han forjado una gran reputación basada en la calidad de sus materiales y en su construcción, BMW se ha centrado más en la calidad de conducción. Sin embargo, no se puede olvidar el hecho de que el BMW Serie 5 está tan bien construido como sus principales rivales.

Todas las versiones del BMW Serie 5 vienen con tapicería de tela Junction de serie, lo que transmite una sensación de calidad al instante. Por otra parte, la tapicería de cuero tiene un acabado de mayor calidad que el que se encuentra en los berlina más comunes. El resto de los plásticos y materiales del BMW Serie 5 también están bien fabricados y ensamblados con cuidado y atención.

Este enfoque también se aplica a la facilidad de uso de las funciones y controles del BMW Serie 5. El controlador del iDrive se entiende fácilmente y funciona con un ingenioso sistema de infoentretenimiento. También hay un muy buen, aunque caro, sistema Head-up display (HUD). El control por gestos que funciona pasando la mano sin contacto no nos convence tanto para controlar el sistema de infoentretenimiento, ya que es difícil afinar la precisión.

Sistema de infoentretenimiento

El sistema de infoentretenimiento del BMW Serie 5 lleva la última versión de la configuración del iDrive de BMW y es muy fácil de usar gracias a un dial que sirve para desplazarse por los distintos menús y ajustes. Es muy intuitivo y se pueden realizar la mayoría de las funciones sin distraerse de la carretera, desde ajustar el nivel de zoom del mapa hasta cambiar de emisora de radio.

No estamos convencidos de que el control por gestos merezca la pena, pero así no hay que llegar tan lejos para controlar algunas funciones básicas en la pantalla. Sin embargo, dado que encontramos botones en el volante para ajustar el volumen del estéreo, parece un poco inútil girar el dedo delante de la pantalla.

La pantalla de 26 cm (10,25 pulgadas) Professional Multimedia, que es opcional en todos los BMW Serie 5, es táctil, lo que anula de nuevo el objetivo del control por gestos. También hay botones de atajo en la consola central del salpicadero que te llevan a tus menús o páginas favoritas, como destinos ya programados en el navegador por satélite o emisoras de radio. Todo esto convierte al sistema iDrive en uno de los mejores sistemas de infoentretenimiento para usar mientras se conduce, así como por la claridad de la información.

Espacio y practicidad

BMW ha puesto fin definitivamente a cualquier duda sobre el espacio en los asientos traseros con esta generación del Serie 5. Han conseguido ofrecer un poco más de espacio para las rodillas que su antiguo rival, el Mercedes Clase E, y el acceso a la parte trasera del BMW es excelente gracias a sus puertas de gran apertura.

Una vez sentados, dos adultos pueden disfrutar de un amplio espacio en la parte trasera del BMW Serie 5. Cuentan con mucho espacio para la cabeza y gran amplitud para los codos y los hombros. Es cierto que también puede viajar un tercer pasajero en la parte de atrás, pero irá mucho menos cómodo debido al cojín central elevado y a la forma de la base. Sin embargo, BMW ofrece tres cinturones de tres puntos y hay sujeciones para asientos infantiles ISOFIX en los dos asientos traseros laterales, con ranuras de fácil acceso detrás de las cubiertas de plástico extraíbles.

Aunque la línea de las ventanillas en el BMW Serie 5 es más alta de lo que estamos acostumbrados en esta clase de coches, transmite una sensación suficientemente abierta y de amplitud en la mitad trasera del habitáculo para que los pasajeros no se sientan encerrados.

En cuanto a la capacidad de carga, el BMW Serie 5 es una berlina más que adecuada para un viaje de vacaciones en familia gracias a su maletero de 530 litros con los asientos traseros sin abatir. Los asientos traseros tienen una configuración 40-20-40 y son muy fáciles de abatir. Sin embargo, si te decantas por el 530e tendrás que aceptar un maletero más pequeño, de 410 litros, ya que la batería se come parte del espacio para el equipaje.

También es importante señalar que el maletero del BMW Serie 5 no tiene una superficie de suelo tan amplia o ininterrumpida como la de un Audi A6 o un Mercedes Clase E, lo que puede dificultar el deslizamiento de las maletas más grandes. Sin embargo, el BMW cuenta con una amplia apertura de maletero y el portón se levanta para que puedas utilizar todo el tamaño de la apertura y colocar los objetos más grandes. Si necesitas cargar más cosas, deberías buscar un BMW Serie 5 Touring, ya que será una opción más práctica.

“Para empezar, la suspensión del BMW Serie 5 es muy buena, pero tendría que mejorar si quieres lo último en confort. En general, pasa por los baches de forma tranquila y, en las curvas, el control es preciso y la respuesta de la dirección excelente, especialmente en las versiones con motores de cuatro cilindros, más ligeros que los de seis y ocho cilindros”.

Parte del margen de mejora del BMW Serie 5 se debe a los neumáticos Runflat que vienen montados de serie en la mayoría de las versiones. Aportan una leve dureza a la forma en que el coche pasa por los baches, por lo que sería aconsejable elegir la opción de control de amortiguador variable, que suaviza las respuestas del coche, incluso a bajas velocidades en el terrible asfalto urbano.

El BMW Serie 5 M Sport tiene de serie una configuración de suspensión más firme para destacar la naturaleza deportiva de esta versión. Sin embargo, BMW ofrece a los compradores la posibilidad de eliminarla de su selección para tener en su lugar la configuración de suspensión del SE. Nosotros elegiríamos esta opción para combinar el diseño del M Sport con el mayor confort de conducción del SE.

Esta opción no merma en absoluto el magnífico manejo del BMW Serie 5. Más bien, permite aprovechar al máximo el maravilloso equilibrio del BMW Serie 5 y su aplomo en las curvas, ya que no hay que estar constantemente escudriñando la superficie de la carretera intentando evitar las partes de asfalto en peor estado. En comparación con sus rivales, el BMW es sin duda la berlina ejecutiva con mejor manejo del mercado, y ni siquiera el ágil Jaguar XF se acerca lo suficiente como para poner en cuestión la supremacía del BMW en este terreno.

Motores y cajas de cambios

No faltan opciones en cuanto a motores del BMW Serie 5. La gama comienza con el 520i de cuatro cilindros y su motor 2.0 turboalimentado de 184 CV. Es suave y suficientemente potente para cubrir la mayoría de las necesidades. Por su parte, el 530i lleva el mismo motor con una calibración superior. Proporciona un mayor ritmo cuando se pisa fuerte el acelerador, pero no se nota tanto en la conducción diaria.

Las otras versiones de gasolina son el 540i y el 550i. El 540i tiene un motor 3.0 turboalimentado que produce 340 CV, lo que hace que el coche pase de 0 a 100 km/h en solo 4,7 segundos. Sin embargo, si quieres un rendimiento parecido al del M5 sin el coste añadido, el M550i xDrive pasa de 0 a 100 km/h en apenas 3,8 segundos gracias a su motor 4.4 V8 biturbo de 530 CV. Es increíblemente rápido y suave, pero tiene un precio que la mayoría de posibles compradores no estarán dispuestos pagar.

Luego está el híbrido enchufable 530e con sus 252 CV. Pasa de 0 a 100 km/h en solo 6,1 segundos, pero lo más importante es que puede ofrecer una autonomía en modo solo eléctrico de hasta 54 kilómetros (36 millas) dependiendo de la versión que elijas, ya que hay versiones con tracción trasera y en las cuatro ruedas.

Los motores diésel también se ofrecen con la misma opción de tracción en dos y cuatro ruedas. El 2.0 turbodiésel del 520d es ideal para casi todas las necesidades y nunca da la sensación de que al BMW Serie 5 le falte fuelle. El 530d de seis cilindros es más potente y ofrece una conducción aún más relajada a altas velocidades, pero sus mayores emisiones y su menor ahorro de combustible juegan en su contra.

Todos los BMW Serie 5 vienen con caja de cambios automática de ocho velocidades muy fácil de utilizar como única opción de transmisión. Lejos de ser una molestia, es un placer utilizarla en cualquier situación.

Refinamiento y niveles de ruido

No hay ningún fallo en toda la gama del BMW Serie 5 en lo que respecta al aislamiento, pero hay que tener en cuenta que elegir ruedas de 48 cm (19 pulgadas) con neumáticos Runflat implicará un poco de ruido de rodadura en el habitáculo. Por lo demás, el BMW disfruta de un silencio sepulcral cuando se mueve por carreteras rápidas o duras, ya que la suspensión hace un trabajo excelente aislando el habitáculo de los ruidos del exterior.

Lo mismo ocurre con el ruido del viento, lo cual es de esperar dado que el BMW Serie 5 se ha desarrollado en Alemania, donde los coches deben funcionar bien a velocidades extremadamente rápidas por la Autobahn. En otras autopistas, apenas se nota un susurro cuando el coche se desliza por ellas.

Todos los motores son muy silenciosos. Las versiones 520d emiten un ruido leve cuando se les pisa con fuerza, pero a velocidad de crucero son muy tranquilos.

El motor de seis cilindros del 530d, más grande, se comporta bien, y los motores de gasolina son muy refinados. El 530e es silencioso en la versión eléctrica, mientras que el motor de gasolina entra en funcionamiento silenciosamente y sin vacilar. También nos encanta la caja de cambios automática de ocho velocidades que se utiliza en todos los BMW Serie 5 por su transición perfecta de una marcha a la siguiente.

Equipamiento de seguridad

En las pruebas de Euro NCAP, el BMW Serie 5 obtuvo una calificación de cinco estrellas gracias a su impresionante puntuación del 91 % en cuanto a la seguridad de los ocupantes adultos, y del 85 % con respecto a la seguridad de los niños. Sin embargo, se redujo al 59 % para la tecnología de asistencia a la seguridad, una consecuencia de que el BMW no incluya de serie la alerta de cambio involuntario de carril.

Se puede añadir la alerta de cambio involuntario de carril como parte del paquete de asistencia a la conducción y es algo que recomendaríamos encarecidamente a cualquier cliente que elija un BMW Serie 5. Este paquete también viene con advertencia de tráfico, advertencia de colisiones traseras, advertencia de cambio de carril e información sobre el límite de velocidad. También se puede optar por el paquete superior Driving Assistant Plus para mayor seguridad.

Todas las versiones del BMW Serie 5 vienen con doble airbag frontal, lateral y de cortina, así como sistema de tracción y control de estabilidad ESP. Hay cinturones de tres puntos para los cinco ocupantes y sujeciones para asientos infantiles ISOFIX en los asientos traseros laterales.

BMW también incluye un sistema de frenado de emergencia autónomo en los BMW Serie 5 para advertir al conductor de los peligros que se aproximan. Si el conductor no reacciona, el sistema frenará a fondo para evitar una colisión o reducir su impacto. También cuenta con capó desplegable que se levanta para crear una mayor amortiguación en caso de contacto de un peatón con el coche.

Rango máximo de los coches eléctricos

El BMW Serie 5 híbrido 530e en el acabado SE ofrece un consumo oficial combinado de 1,7 l/100 km. Esto se logra cuando se aprovecha al máximo la autonomía de la batería de hasta 54 km (36 millas) con una carga completa. En la versión M Sport con tracción en las cuatro ruedas, baja a 50 km (31,1 millas) de autonomía eléctrica y 2 l/100 km.

Cargar el 530e es tan sencillo como con cualquier otro coche enchufable, con un puerto de carga situado justo detrás de la rueda delantera izquierda. El coche viene con un cable para cargadores rápidos públicos de tipo 2 para recargar el 80 por ciento en tan solo 30 minutos, y cuenta con la opción de un cargador doméstico BMW i Wallbox.

“Aparte del 530e que hemos mencionado anteriormente, la versión más económica del BMW Serie 5 es el 520d SE, que ofrece un consumo combinado de 5 l/100 km. El consumo real será más bien de 5,5 l/100 km. Este mismo motor con tracción en las cuatro ruedas xDrive tiene un consumo oficial de 5,4 l/100 km, aunque la cifra real es de 6,5 l/100 km”.

El 530d SE arroja un dato de consumo combinado de 5,8 l/100 km según la prueba WLTP, aunque el consumo real indica 6,5 l/100 km. Si eliges el 530d xDrive M Sport, estas cifras aumentan hasta 6,6 l/100 km oficialmente y 6,9 l/100 km de consumo real.

“Un BMW Serie 5 de tres años puede ser tuyo desde aproximadamente 25 000 € si eliges un 520d con unos 165 000 km en el cuentakilómetros. Probablemente sea de una compraventa, pero vendrá con una hoja de mantenimiento completa y estará listo para muchos más kilómetros”.

Si buscas un 530e con una antigüedad y kilometraje similar, el precio comenzará en unos 31 000 € en el caso de la versión SE.

Niveles de acabado y equipamiento de serie

Aparte de elegir entre la tracción trasera de serie o la tracción en las cuatro ruedas xDrive que ofrecen la mayoría de las versiones del BMW Serie 5, deberás decidir entre los acabados SE o M Sport.

El SE viene con llantas de aleación de 43 cm (17 pulgadas). También dispone de faros LED, sensores de aparcamiento integrales, faros y limpiaparabrisas automáticos, control de velocidad de crucero y un control de rendimiento de la conducción para elegir diferentes modos de conducción según las condiciones. El interior cuenta con aire acondicionado, iDrive con pantalla táctil de 22,4 cm (8,8 pulgadas) y, como opcional, asientos delanteros calefactables con ajuste eléctrico y tapicería de cuero.

Las versiones M Sport tienen llantas de aleación de 46 cm (18 pulgadas). La carrocería dispone de un aerodinámico diseño M e insignias M, así como de faros LED antiniebla. En el interior, BMW cuenta con techo de antracita, así como volante, pedales y alfombras específicas del acabado M.

Las versiones 530e vienen con cable de carga rápida, panel negro de instrumentos con funciones específicas de los híbridos que muestran la información sobre el uso de la batería, y un botón digital para elegir entre los diferentes modos de conducción. La tapa donde puedes colocar el enchufe del cargador se encuentra en la aleta delantera izquierda.

arrow up icon
Volver arriba